Skip to main content
search
0

El rejuvenecimiento facial con ácido hialurónico es una de las mejores alternativas para combatir los signos del envejecimiento sin cirugía.

A partir de los 35 años de edad el cuerpo disminuye la producción de colágeno, elastina y ácido hialurónico, causando que la piel pierda firmeza, elasticidad y volumen. Los tratamientos con ácido hialurónico son de gran ayuda para mejorar la flacidez de los pómulos, la apariencia de arrugas y la pérdida de vitalidad del tejido.

En Inout sabemos lo mucho que deseas lucir un rostro joven y saludable por mucho más tiempo, por eso te explicamos en qué consiste el rejuvenecimiento facial con ácido hialurónico y cuáles son sus beneficios.

Beneficios del rejuvenecimiento facial con ácido hialurónico

El ácido hialurónico es una sustancia que se encuentra presente en el organismo de forma natural y que cumple muchas funciones vitales para salud de la piel.

Cuando la concentración de esta sustancia disminuye las glándulas sebáceas actúan de forma deficiente y el tejido luce mucho más seco y marchito. A su vez, con el paso del tiempo la piel va perdiendo firmeza y cede ante la gravedad.

Todo este escenario causa la formación de las primeras arrugas y el envejecimiento del rostro. Afortunadamente podemos mejorar la apariencia y calidad de la piel con un rejuvenecimiento facial con ácido hialurónico, terapia que beneficiará tu tejido de la siguiente forma:

Hidrata la piel

Esta sustancia es capaz de retener gran cantidad de agua en el tejido para mantener la piel húmeda por mucho más tiempo. Cuando las células del órgano se unen con el agua, el tejido se hidrata de forma profunda y luce mucho más saludable.

Un mejor tono para la piel

Cuando la piel se mantiene húmeda el tejido se tensa y el rostro luce mucho más firme. Este beneficio es de gran ayuda para combatir la flacidez de zonas críticas como los pómulos.

Mejora la apariencia de las arrugas

El ácido hialurónico aumenta el volumen de la piel. Esta acción permite que surcos y arrugas sutiles se rellenen e incluso desaparezcan. Este efecto es ideal para tratar los signos del envejecimiento presentes en la frente y alrededor de los labios.

Una piel nueva

El rejuvenecimiento facial con ácido hialurónico estimula la regeneración celular del tejido, lo que activa la producción de nuevas fibras de colágeno y elastina. Esta propiedad permite lucir una piel mucho más tersa, firme y elástica.

Otros beneficios:

  • Mejora la apariencia de manchas y cicatrices.
  • Impide la producción excesiva de sebo en los poros.
  • Suaviza la epidermis y la hace lucir sedosa.
  • Los resultados son inmediatos.
  • Por ser una sustancia natural, no causa reacciones adversas.
  • Los tratamientos con ácido hialurónico son ambulatorios, indoloros y no invasivos

Tratamientos antiedad con ácido hialurónico

En Inout contamos con dos tratamientos muy eficaces para combatir los signos del envejecimiento facial con ácido hialurónico. A continuación te explicamos detalladamente en qué consiste cada uno:

Mesoterapia facial

La mesoterapia facial con ácido hialurónico consiste en aplicar esta sustancia en el rostro a través de  microinyecciones. Dependiendo de las necesidades de cada piel, se puede inyectar un cóctel que combina el ácido hialurónico con vitaminas antioxidantes e hidratantes.

Esta terapia ofrece aumentar el volumen de la piel para mejorar la apariencia de arrugas, disminuir la flacidez e hidratar la piel de forma profunda.

La mesoterapia facial tiene una duración de 20 minutos y no resulta un tratamiento doloroso, ya que la única molestia que sugiere es el pinchazo de la inyección. Después del tratamiento la persona puede hacer su vida como de costumbre, no es necesario guardar reposo, aunque el rostro puede lucir ligeramente inflamado tras la aplicación de las microinyecciones. 

Inyecciones de ácido hialurónico

De los tratamientos antiedad con ácido hialurónico este es el más solicitado entre nuestros clientes. Consiste en inyectar ácido hialurónico directamente en las zonas que se desee tratar, ya sea pómulos, frente, entrecejo o alrededor de los labios.

Las inyecciones permiten rellenar inmediatamente los surcos del rostro para aumentar su volumen y, en algunos casos, desaparecerlos. La cantidad de ácido hialurónico utilizada dependerá de las necesidades de cada persona y del criterio del especialista médico.

Son muchas las personas que recurren a las inyecciones de ácido hialurónico para combatir la flacidez de los pómulos. El resultado es bastante natural y exitoso, pues se aumenta considerablemente el tono de la piel para corregir la gravedad del tejido.

Asimismo, esta terapia antiedad aporta hidratación, luminosidad y suavidad a la piel, por lo que el rostro luce mucho más joven y la piel mucho más saludable.

Este rejuvenecimiento facial es de efecto inmediato y tiene una duración de entre 8 y 12 meses. En algunas personas el efecto puede durar menos o más tiempo, pues depende exclusivamente de cuánto se tarde el organismo en absorber esta sustancia.

Al igual que la mesoterapia facial, es una terapia ambulatoria, no requiere reposo y solo causa el dolor ligero de la inyección. Después del tratamiento puede que la piel luzca un tanto enrojecida e inflamada, sin embargo, estos síntomas desaparecen con el paso de las horas.

La aplicación de ácido hialurónico es un procedimiento de mucho cuidado que debe ser realizado solo por expertos en medicina estética o dermatología. Un resultado exitoso depende en gran parte de asistir a un centro profesional de confianza.

En Inout somos pioneros en el rejuvenecimiento facial con ácido hialurónico, no dudes en contactarnos para marcar una cita o asistir a una consulta de diagnóstico. Estaremos encantados de atenderte.

 

Leave a Reply

Close Menu